enzarate,com
 
 
Está registrado? [Ingrese Aquí], sino [Regístrese]

Ciudad de Zárate

Reseña historica
  |_ Bicentenario
  |_ Estancia Copiapó
  |_ Fábrica de Alcoholes
  |_ Papeleras
  |_ Palacio Municipal
  |_ Teatro Coliseo
  |_ El Ferrocarril en Zárate
  |_ Frigoríficos
  |_ Iglesias del partido de Zárate
  |_ Plaza Italia
  |_ Plaza Mitre

Interés general


Menu Utilidades


Calendario

<< Enero 2020 >>
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
 
 
 
 
 
 
 
 
 
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31

Reseña historica
Usted está aquí » Reseña historica » Plaza Italia »  

Creación de la plaza Italia
Imprimir esta páginaEnviar este artículo por E-mail, a un Amigo Compartir en Facebook

La plaza Italia

fuente de agua y anfiteatro Múltiple es la función de todo espacio verde urbano:

Purificar el aire
Dar a la población un contacto con la naturaleza
Propiciar los encuentros sociales
Proporcionar un ámbito donde exponer objetos de caracter artístico o histórico
Posibilitar la recreación de la comunidad

Encuadradas en este concepto, las plazas cumplen tales funciones constituyéndose, además, en puntos de referencia insustituibles en las ciudades. Hay plazas de trazado ordenado, simétrico, con líneas cuidadosamente diseñadas, con su infaltable motivo escultórico y con canteros que impiden pensar en niños que salten o corran por ellos. Son, en suma, espacios para ser vistos y recorridos con respeto. Frente a este criterio de monumentalidad se encuentra el de la plaza para uso, surgida como necesidad de proporcionar espacios verdes para recreación y esparcimiento de la población.

Zarate tiene diseñadas, en su zona céntrica, dos plazas. La primera de ellas es la Plaza Mitre, de carácter institucional, que responde, en general al primero de los criterios enunciados.  La otra plaza de referencia, encuadrada en el segundo de los conceptos, es la Plaza Italia. Fue en principio sector de barrancas atravesado por un zanjón que recibía los desagües pluviales del pueblo; llegaba hasta la actual calle 19 de Marzo y se comunicaba con el río siguiendo el eje de la actual calle Hipólito Irigoyen. Esta configuración puede comprobarse observando el Plano de la Traza del Pueblo de Zarate de 1908.

Comienzan los trabajos

Cuatro años más tarde, las autoridades comunales resolvieron iniciar los trabajos necesarios para la nivelación y ornamentación del sitio. Como el tesoro municipal no se encontraba en una situación favorable para realizar una gran inversión, y a fin de no demorar la iniciación de los trabajos, se aceptó la ayuda ofrecida por la colonia italiana radicada en ZARATE que, según refiere "El Debate" en su edición del domingo 23 de julio de l905, resolvió: "...montar en su seno algunas comisiones que levanten una suscripción para allegar recursos destinados a sufragar los gastos que originen los trabajos de ornamentación de la Plaza Italia...". Esta idea fue aceptada -así lo señalan crónicas de la época- con general aprobación por los numerosos italianos residentes en el pueblo, quienes pronto comenzaron los correspondientes preparativos para concretarla.


El comité pro-plaza Italia

Como primera medida adoptada, varios integrantes de las sociedades "Italia" y "Opera Italiana" se reunió con el Agente Consular Sr. Marchesi y, una vez aprobada la idea, se procedió al nombramiento de un Comité con el objetivo de agilizar la concreción de la ayuda ofrecida. El mismo quedó constituido de la siguiente manera: Nicolás Marchesi, presidente; Guillermo Palazzoli, tesorero; José Dragonetti, secretario; Santiago Filippone, Clemente Roggiero, Sebastián Garbocci y Amadeo Dianda, vocales. El Comité así constituido resolvió distribuir listas de suscripción entre los vecinos más caracterizados de ZARATE y Lima, que debían ser llenados con importe libre por todos aquellos interesados en contribuir con la obra.

Con la primera parte de los fondos obtenidos se pensó realizar, en principio, los trabajos indispensables para poder conmemorar en Plaza Italia el 20 de setiembre de ese mismo año, dejando para una segunda etapa el arreglo definitivo de la misma. No encontramos descripción del proyecto general pero resulta evidente que el mismo no se concretó. Esto se expresa en la edición No 1042 de "El Debate", de fecha jueves 18 de agosto de 1910, en el artículo "Zarate (Una vista a vuelo de pájaro)": "Pese a lo convenido para el arreglo de la plaza entre la Sociedad Italiana y la Municipalidad, han transcurrido seis años y no se realizó absolutamente nada."

Se inició, presumiblemente en la década de 1910, el arreglo del sector del zanjón; la ejecución de un lago artificial, aprovechando las características del terreno y la forestación de sus bordes generó, entonces, un pintoresco paisaje que algunos zarateños aún recuerdan. Al lago se sumaron, luego, un puente metálico y los senderos y canteros convenientemente forestados.

Inauguración de la plaza

El 24 de diciembre de 1913 comenzaron las actividades previstas para la inauguración de la plaza, festejos que habrían de prolongarse hasta Año Nuevo. De acuerdo a las crónicas de "El Eco de Zarate", en sus ediciones de diciembre de ese año, sabemos que se organizaron concursos de tiro, juegos y "bailes populares, el tradicional árbol de Navidad repleto de juguetes para ser repartidos entre los niños, fiesta veneciana, fuegos artificiales de gran efecto y cinematógrafo al aire libre."

La inauguración oficial se realizó el día 25 de diciembre y fue presidida por las autoridades locales con la asistencia de la Sociedad Italiana. Hicieron uso de la palabra, en representación de la primera, el señor José S. Massoni y, en nombre de la Sociedad "UNIONE ITALIANA XX SETTEMBRE" y colectividad italiana, el señor Juan A. Manni. La Banda del Regimiento 8 de Infantería amenizó todos los actos y se contó, además, con un local de fiestas y servicio de buffet a cargo del Hotel San Martín.

Desagote del lago

Durante la gestión municipal de D. Juan B. Desbouts, fue sancionada la ordenanza Nº 130, de fecha 6 de febrero de 1919, en la que se autorizaba al Departamento Ejecutivo a realizar "...el desagotamiento del lago de la Plaza Italia a fin de proceder, previo rellenamiento y desagües, a la instalación de jardines sobre su lecho y de gimnasios para los niños...".Una vez realizado el desagotamiento, el proyecto previsto contemplaba la construcción de obras de desagües por cañerías subterráneas con sus respectivas cámaras, la elevación del lecho a una altura determinada para ocupar una parte como jardines a bajo nivel, destinando la otra para el emplazamiento de gimnasios y juegos diversos para la recreación de los niños.

Desagotado el lago, el puente metálico continuó siendo la principal atracción de este sitio y el moderno trazado y equipamiento definitivo del mismo recién se concretaría algunos años más tarde, durante la gestión municipal de Don Pedro Guerci.

Embellecimiento de la plaza

En cinco puntos básicos descansó la preocupación del gobierno municipal de don Pedro Guerci: Social, Sanitario, Económico-Financiero, Mejoramiento General y Obras Públicas.

Encuadrándose en estos dos últimos aspectos, en el mes de junio de 1939 el intendente Don Pedro Guerci anunció el comienzo de las obras de embellecimiento de la Plaza Italia.

El proyecto fue confeccionado por el ingeniero civil Lorenzo Ringegni, quien dirigía por ese entonces las obras del Balneario y Avenida Costanera. Según refiere la memoria técnica, la transformación de este paseo consistía en: "...la construcción de un lago, en cuyo centro se colocará una artística fuente; el terreno será circundado con un muro del piedra granítica lavada, procedente de Mar del Plata. A partir de éste se dejará un espacio amplio destinado al paseo, con una base de granza, identificando el desnivel con un talud revestido de césped. Se construirán además, cuatro cómodas escalinatas, del mismo material, que darán acceso al paseo que circundará el lago. El puente de hierro existente será retirado, con lo cual se ganará mucho la presentación artística que se dará a esta obra. La alimentación de la fuente se hará por medio de dispositivos especiales que permitirán una constante renovación de agua”. La ejecución de esta obra tenía como principal objetivo mejorar el aspecto, equipamiento, posibilidades recreativas de este paseo público, ubicado en un sector urbano y densamente poblado en ese entonces.

Con la intención de inaugurar las obras antes de finalizar el año 1939, las mismas, con ligeras modificaciones respecto al proyecto original, se realizaron con marcada celeridad. Se contó para su materialización con el aporte desinteresado de la Compañía de Electricidad del Sud Argentino S.A., que resolvió dotar a la plaza con columnas ornamentales y sus correspondientes focos e instalación eléctrica subterránea dividida en tres circuitos.

Los últimos años

Fue en la década de 1980 cuando comenzó una nueva historia para este tradicional paseo que modificó, en parte, su aspecto formal: la fuente ya no tiene agua y una parte del talud cubierto de césped se transformó en graderías. Primero fue creado el anfiteatro con el objetivo de desarrollar actividades culturales: este ámbito comenzó a gestarse las noches del 24 y 25 de marzo de 1984, con motivo del 130 Aniversario del Partido de ZARATE.

En marzo de 1988, por Ordenanza Municipal Nº 2429, se le impuso el nombre de Homero Expósito, en homenaje al gran poeta del tango, directamente ligado a nuestra ciudad. Luego, en el año 1991, fue puesta en funcionamiento la Feria Artesanal, en la que días domingos y feriados los paseantes pueden ver y adquirir artesanías urbanas y disfrutar de música ambiental o de algún espectáculo o festival veraniego.



Creación de la plaza

La Ordenanza que determinó su creación es la Nº 8, del 1 de octubre de 1901, que textualmente expresa: "Construcción de la Plaza Italia. Artículo 1º: Autorizase a la Intendencia Municipal para construir una plaza pública en la manzana de terreno municipal comprendido entre las calles San Martín, 19 de Marzo, Pinto y Mazzini. Artículo 2º: La Plaza a que se refiere el artículo anterior se denominará "Plaza Italia". Artículo 3º: Los gastos que demande la ejecución de la presente se imputarán a la misma y se pagarán de la Partida de Obras Públicas. Articulo 4º: Comuníquese, etc. Firmado: Carlos M. de La Torre, Presidente; Víctor Gras, Secretario; Luis Guerci, Intendente y Palacios, Secretario”.

Texto del libro: "Era una vez...ZARATE" autoras: Silvia Irene Baccino y María Luisa Sorella - primera edición - 1997 - Argentina.

El portal de Zarate: www.enzarate.com 






 

Se han visto 16785538 Páginas, desde el domingo, 16/dic/2007
OnLine: 10 personas (10 visitantes anónimos)

Portal de ZARATE, Buenos Aires, Argentina 
La Ciudad de Zárate es capital provincial del tango

www.enzarate.com    Email:info@enzarate.com

Zárate - Bs.As. - AR - domingo, 26/ene/2020 - 20:18
Web Dinámica, Sistema FuncWay



ERROR!: El canal RSS no está disponible en este momento!.

Account Suspended